Acciones para la vida académica en la FAU bajo la crisis sanitaria

En la reunión del Consejo de Facultad de abril 2021, el Decanato de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la U. de Chile (FAU) dio a conocer las medidas que se han tomado para facilitar condiciones adecuadas para la docencia y el trabajo remotos.

Como elemento de contexto, se mencionaron los resultados del estudio “Género y Pandemia. Condiciones del trabajo remoto en la Universidad de Chile”, realizado por la Unidad de Género de la Vicerrectoría de Investigación y Desarrollo (VIDGEN) que señala que las principales problemáticas declaradas por la comunidad universitaria dicen relación con necesidades de equipamiento, problemas de conectividad, capacitación en uso de plataformas y programas, además de las dificultades para adaptar los entornos domésticos a los requerimientos del trabajo.

Asimismo, el estudio sugiere que el proceso interno de adaptación de la Universidad de Chile al trabajo remoto no será suficiente “sin la decisión y acción política de impulsar una agenda legislativa que permita que las instituciones del Estado regulen el teletrabajo. A su vez, que se incrementen sus recursos para abordar las necesidades y brechas materiales que las personas trabajadoras manifiestan, afectando en mayor medida a las mujeres”.

El Trabajo Remoto en la Actividad Académica de la FAU

En la misma línea que la Universidad y en el marco de la formulación del Plan de Desarrollo de la Unidad (PDU), la Dirección Académica y de Relaciones Internacionales realizó una consulta a la comunidad triestamental de la Facultad, para recoger sus percepciones sobre los diversos ámbitos de desempeño académico, desarrollo institucional y vida comunitaria. 

La consulta estuvo abierta entre el 18 de marzo y el 22 de abril recién pasado y fue respondida por 147 personas, de las cuales el estamento estudiantil representó el 14,3%; el estamento no académico el 27,2%; y el estamento académico el 58,5%.

Entre las 11 preguntas de la consulta, se incluyeron dos destinadas a recoger la opinión de la comunidad sobre la experiencia del trabajo y estudio en pandemia, destacando tanto los elementos más negativos como los más positivos.

Entre los más negativos y sin orden de jerarquía, destacaron la pérdida del contacto habitual con colegas, compañeras/os y entre estamentos, así como el aumento de la carga laboral. En menor medida, se mencionaron el exceso de exposición a pantallas, la necesidad de equipamiento en los domicilios y problemas de conexión a Internet. Por otra parte, hubo comentarios sobre la dificultad de realizar clases con muy poca interacción con el curso (mayoría o totalidad de cámaras apagadas). 

Por último y no menos importante, algunas opiniones manifestaron críticas a cómo la universidad ha enfrentado la pandemia en términos de continuar con calendarios y procesos académicos regulares sin una evaluación general de la adaptación de las y los miembros de la comunidad a esta situación excepcional.

Respecto de los aspectos positivos, se mencionaron con mayor frecuencia la posibilidad de cuidarse y no exponerse a los contagios; el poder administrar el tiempo de manera más eficiente, por ejemplo en reuniones, sin necesidad de traslados; y la buena disposición en general de académicas, académicos, estudiantes y funcionarios para adaptarse al trabajo remoto y a los importantes cambios que hubo que asimilar con mucha velocidad. 

Por otra parte, también se destacó la posibilidad de conectarse con estudiantes y académicos/as de regiones, así como el establecimiento de mayores vínculos internacionales. Por último, hubo varias menciones a la posibilidad de valorar el cumplimiento de metas por sobre el mero cumplimiento horario, para considerarlo una vez que se pueda retornar a la normalidad.

Acciones y medidas de la FAU ante la Pandemia 

Apoyo Tecnológico 

Como parte de sus actividades durante la pandemia, la Unidad de Servicios de Tecnologías de Información (USTI) ha entregado soporte remoto y presencial a académicas/os y funcionarias/os. Se ha hecho entrega de equipos computacionales -incluidos impresoras y escáneres- a quienes lo han solicitado formalmente.

Asimismo, la USTI también ha apoyado la instalación de firmas electrónicas para las autoridades, con el objetivo de mejorar la gestión, se ha entregado asistencia para acceso remoto a computadores instalados en laboratorios de la Facultad, con el propósito de que académicos puedan utilizar softwares especializados.

Acceso a la Biblioteca

Por su parte, la Biblioteca Central de la Facultad ha dispuesto un mecanismo para la solicitud de libros mediante correo electrónico y entrega una vez a la semana, que funcionó durante 2020 para el estamento académico y se ha previsto que en 2021 se sumen estudiantes de postgrado y tesistas de pregrado. 

Las bases de datos y revistas electrónicas suscritas por la FAU y la Universidad de Chile están totalmente disponibles para su acceso remoto mediante el cliente VPN Cisco AnyConnect, que permite a las y los usuarios acceder con su clave Pasaporte.

Préstamo de mobiliario 

Durante todo el período de excepción, las y los trabajadores de la Facultad han podido retirar sillas, y otros implementos de trabajo, siguiendo un protocolo equivalente al de los equipos computacionales, mediante el envío de un formulario que ha sido enviado a todo el estamento académico y de personal de colaboración.

Ingreso a la Facultad

El Decanato ha tenido un especial cuidado en todos los aspectos que signifiquen ingresos a la Facultad, considerando que por su emplazamiento en el centro de Santiago tiene un elevado nivel de restricciones, permitiendo sólo las actividades esenciales de mantención y funcionamiento. Se ha solicitado a la comunidad ponderar sus ingresos a la Facultad, asistiendo únicamente en casos justificados para retiros de materiales, a fin de salvaguardar la salud e integridad de cada uno de los funcionarios/as que se encuentran cumpliendo labores esenciales.

Apoyo para el Acceso a Internet 

En forma excepcional se ha autorizado un reembolso vía pago de productividad, a favor de determinados funcionarios que han incurrido en gastos extras que no tenían contemplado realizar en forma personal, ya sea contratando internet en su hogar o bien cambiando sus planes de televisión o de telefonía para agregar aquel servicio, con el objetivo de poder desempeñar labores esenciales para la Facultad desde sus domicilios particulares. Asimismo, mensualmente se paga la conexión de internet vía chip que han sido entregados a decenas de estudiantes de pregrado, cuya gestión ha sido coordinada por la Dirección de Asuntos Estudiantiles de esta FAU.

Semanas de receso

Debido a que la Facultad no tiene la prerrogativa de instituir semanas adicionales de descanso o vacaciones, se ha decidido considerar las dos semanas de receso de los estudiantes (una en cada semestre) como semanas sin reuniones, para que cada académica/o organice sus tiempos en función de sus necesidades. Por lo tanto, serán semanas sin docencia ni reuniones, pero sí de funcionamiento laboral. Por su parte, la Universidad ya otorgó un receso en el mes de julio para toda la comunidad.

Permisos Únicos Colectivos

Con el objetivo de mantener el adecuado funcionamiento de nuestra casa de estudios, se han centralizado las solicitudes de permisos únicos colectivos de todas las facultades y organismos universitarios, con el fin de entregarlos racional y equitativamente, permitiendo la continuidad de los servicios verdaderamente esenciales. Dentro de éstos, se incluye el trabajo en terreno para investigadores/as.

Salas Híbridas

Como una de las principales y oportunas medidas, respondiendo a las diferentes necesidades expresadas desde las Facultades e Institutos, la Universidad de Chile dispuso un fondo de emergencia denominado “Fondos de Apoyo a los Organismos para Gastos Necesarios para el Retorno Presencial”. La FAU inició en enero de 2021 la implementación de un conjunto de “Salas Híbridas” con miras a un nuevo modelo de operación que incorpore clases basadas en el mundo digital, para lo cual se ha presentado un proyecto al mencionado Fondo.

Últimas noticias

Convocados por la U. de Chile y la Embajada de Francia

Académicos chilenos y franceses se unen para dialogar sobre pandemia

Los investigadores David Le Breton y Andrea Slachevsky, iniciarán este ciclo de 4 sesiones en que intelectuales de ambas nacionalidades abordarán el escenario de incertidumbre que abrió la crisis sanitaria. El 1 de julio, las invitadas son Guénola Capron, de la Université de Toulouse y Paola Jirón de la FAU, en la mesa "Territorios y movilidad en pandemia", moderada por el Prof. Enrique Aliste.

Compartir:
http://uchile.cl/t176796
Copiar